¿En qué consisten las ciudades inteligentes?

Las ciudades inteligentes, conectadas y optimizadas gracias al empleo de la tecnología no son solo un fenómeno mundial imparable, también suponen la única solución para contener y reducir las alarmantes repercusiones ambientales y socioeconómicas que la urbanización de las ciudades provocará en nuestro planeta.

Cada día más de 180.000 personas se trasladan a una ciudad para vivir. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) prevé que en 2050 la población mundial ascenderá a 9.000 millones de habitantes, de los cuales el 70% vivirá en centros urbanos. 

Teniendo en cuenta que las ciudades consumen ya más del 75% de la producción de energía mundial y generan el 80% de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), muchas urbes han apostado por reciclarse estratégicamente para dar respuesta a algunos de los grandes desafíos globales: aumento de la población, polución, escasez de recursos, gestión del agua o eficiencia energética.

Y lo han hecho convirtiéndose en ciudades inteligentes o smart cities, apoyándose en las tecnologías de la información y la comunicación. Además de big data para gestionar de forma eficaz y sostenible desde el funcionamiento del transporte hasta el uso de los recursos energéticos, los espacios públicos y la comunicación con sus habitantes. 

El objetivo es el de disminuir el consumo energético, reducir las emisiones de CO2 y aumentar el bienestar de los ciudadanos.

 

Las ciudades más inteligentes del mundo

Según el Smart City Index, realizado en 2017 por la consultora Juniper Research y el gigante tecnológico Intel, estas son las cinco ciudades más inteligentes y eficientes del planeta en términos de movilidad, salud, seguridad y productividad:

 

  • Singapur: Ha sabido implantar soluciones inteligentes de control de tráfico (cuenta con un sistema que permite ahorrar hasta 60 horas al año a los conductores), taxis autónomos (sin conductor), videovigilancia inteligente para detectar actividad delictiva o el Smart Health TeleRehab, un programa gracias al cual todos los habitantes de la tercera edad cuentan con dispositivos especiales para realizar consultas médicas en cualquier momento.  
  • Londres: La capital inglesa, ha dotado a todas las calles del barrio de Westminster de sensores de peso que, a través de una app, alertan a los usuarios sobre la disponibilidad de plazas de estacionamiento.
  • Nueva York: El epicentro de la economía mundial ha instalado sensores en semáforos y autobuses para descongestionar el tráfico en la Gran Manzana.
  • San Francisco: Para reducir el tráfico y la contaminación han apostado fuertemente por el transporte eléctrico autónomo y por una flota de vehículos públicos.
  • Chicago: Más de 500 sensores han convertido a esta ciudad en una ciudad inteligente. Sus semáforos, alumbrado público y contenedores de basura están todos conectados a internet.

 

Todas estas ciudades son un ejemplo de reinvención, pero en paralelo han ido surgiendo nuevas ciudades 100% inteligentes. Tal es el caso de:

 

  • Másdar: una ecociudad totalmente sostenible y sin autos.
  • Dongtan: situada en las proximidades de Shanghái y donde solo se usarán energías renovables y se reciclarán casi la totalidad de los residuos generados.
  • Apern: que, a solo 14 kilómetros de Viena, incluirá sistemas de movilidad y edificios sostenibles, utilización eficiente de recursos energéticos renovables y agricultura urbana.

 

El compromiso medioambiental de las ciudades es, aparte del número 11 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) aprobados por la ONU, uno de los principales pilares de las ciudades inteligentes. Sensores en alumbrado público para medir la calidad del aire u optimizar el gasto eléctrico, instalación de paneles solares en semáforos o señales de tráfico, monitoreo digital de los contenedores para mejorar la recogida de residuos, contadores inteligentes de agua y luz o la fomentación de vehículos eléctricos y bicicletas son solo algunos ejemplos de las medidas reales que ya se están adoptando para reducir el consumo de los recursos naturales.

 

¿Cuáles son las claves para convertirnos en ciudades inteligentes?

En cualquier caso, existe la necesidad de alinear todos los proyectos de la ciudad en un sentido, acorde con el modelo de gestión global de la ciudad.

El resultado es el posicionamiento de la ciudad a nivel internacional atrayendo capital y especialistas en el sector. Consiste en desarrollar aquello que haga única a la ciudad.

Los puntos a tomar en cuenta para poder ser una ciudad inteligente son:

  •     Empleo de las tecnologías de la información y comunicación.
  •     Automatización y control de edificios.
  •     Planificación urbana eficiente.
  •     Movilidad urbana y transporte público sostenible.
  •     Gestión inteligente de residuos sólidos.
  •     Mejora de la sostenibilidad medioambiental.
  •     Preocupación por el entorno social.
  •     Tecnologías aplicadas a la educación.
  •     Tecnologías aplicadas a la salud.
  •     Sistema de comercio electrónico.
  •     Transparencia entre gobiernos y ciudadanos.
  •     Datos compartidos (open data).

En Gtd Perú somos conscientes que la transformación digital ayudará a reorientar el modelo de tu negocio y es por ello que contamos con soluciones soportadas por aliados de vasta experiencia en las diferentes industrias, siendo líderes en tecnologías disruptivas. Contamos con soluciones de conectividad, ciberseguridad, data center y cloud. Conoce cómo podemos ayudar a tu empresa a iniciar su Transformación Digital en gtdperu.com. Hacemos que la tecnología mejore y simplifique tu vida cada día.

Publicador de contenidos